Consonantes fricativas y africadas /ʝ̞/, /f/, /θ/, /s/, /x/, /tʃ/

Vídeo recopilación de los Reels que subí a mi cuenta de Instagram hablando de la pronunciación de las consonantes fricativas y africadas /ʝ̞ /, /f/, /θ/, /s/, /x/, /tʃ/ con sus alófonos.

Consonantes fricativas y africadas

Antes de nada: Todos los sonidos fricativos en español son sordos; es decir, las cuerdas vocales no vibran cuando los producimos. Ya está. Ya puedes seguir leyendo.

/ʝ̞ /

La mayor parte de los hispanohablantes somos yeístas. Eso quiere decir que pronunciamos las grafías “y” y “ll” EXACTAMENTE IGUAL. De verdad. No hay ninguna diferencia 🤷🏻‍♂️

Es cierto que hay partes de España e Hispanoamérica en las que sí se pronuncian diferente, pero la amplia mayoría de hablantes nativos no las distinguimos.

Sin embargo, el fonema /ʝ̞ / (el de la “ye”) tiene dos variantes:

  • Después de pausa, en la que la lengua toca el paladar al pronunciar palabras como “Ya”, “Lluvia”, “Yo” …

–     En los demás contextos, en los que la lengua solo se aproxima al paladar, en palabras como “ella”, “ayer”, “me llamo”…

En general, en España, te recomiendo pronunciar la “y” y la “ll” como una “ye”, a no ser que vivas en Cataluña o en zonas rurales del norte en las que sí distingan entre estos sonidos.

/f/

Técnicamente existen dos, pero actualmente solo usamos uno en España: /f/

El labio inferior toca los dientes superiores, dejando pasar el aire de manera forzada.

Y ya está.

Practica conmigo:

“Las fiestas familiares en Fez son fantásticas, fabulosas, formidables, fenomenales, fascinantes y flipantes”.


/θ/

Ese sonido temido por tantos alumnos es muy fácil de articular.

Solo se usa en el norte de España, parte de Andalucía y Canarias y Guinea Ecuatorial. No nos olvidemos de que allí también hablan español.

Este sonido se realiza colocando la punta de la lengua entre los dientes y expulsando el aire con fuerza.

Se corresponde con la grafía “z” y “c-”, si va después de “-e”, “-i”.

Practica conmigo:

“Cierra el zumo sin azúcar, cuece la zanahoria y la calabaza en la cocina y vamos a Zaragoza”.

/s/

La [s] estándar, tiene un fuerte silbido. Es uno de los sonidos más comunes en todas las lenguas.

Para pronunciarla, se apoyan los laterales de la lengua a los lados de la boca, la punta toca los dientes inferiores y se deja un hueco entre el centro de la lengua y los alvéolos para que pase el aire.

Tiene muchas variantes en el mundo hispano, pero la más común en el norte de España es la [s]. Su sonido está entre la [s] estándar y el sonido sh.
Se articula casi igual que la otra, excepto que es la punta de la lengua la que toca los alvéolos.

Si te fijas bien, se puede escuchar la diferencia.

/x/

El fonema /x/ tiene tres grafías: “g, “jy, a veces, “x” (México, Oaxaca…).

[x] es el sonido estándar. Para pronunciarlo, la parte de atrás de la lengua se eleva hasta el velo del paladar, siempre dejando pasar el aire.

[χ] es el sonido propio del español septentrional (el del norte de España). Para pronunciarlo, el postdorso de la lengua se eleva aún más, hasta la campanilla, produciendo un sonido mucho más áspero por la fricción del aire.

Practica con esta frase:

“Javier y Jacinta juegan al ajedrez con agujas”.

/tʃ/

El fonema /tʃ/ se corresponde con la grafía “ch” en español.

Para pronunciarlo, toda la lengua tiene que hacer contacto con el paladar duro para tapar la salida del aire. Ese aire acumulado se expulsa separando ligeramente la lengua del paladar.

Puedes practicar con esta frase:

“Charo y Charly bailan chachachá en un charco con la charanga”.

Solo te queda un paso más para mejorar tu español

¡No recibirás spam! Lee la política de privacidad para más información.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *