Importancia de la pronunciación en el DELE (con Sergio Delgado)

Podcast 1.06


En este episodio escuchamos a Sergio Delgado, de Aprueba el DELE, hablando del valor de este examen para los estudiantes. Además de ser examinador, Sergio lleva muchos años preparando a sus alumnos para aprobar el DELE, y me consta que lo hace muy bien ??

También hablamos de la importancia de aprender a pronunciar bien para aprobar este tipo de pruebas y seguir mejorando cuando eres un estudiante avanzado. ¡No te lo pierdas!

Vídeo en YouTube
icono profedeespanol.com
Podcast en mi directorio

Transcripción:

Bueno, pues muy buenas, Sergio. Encantado de recibirte aquí y de hacer este podcast contigo. Es todo un lujo para mí que estés aquí conmigo.

Muchísimas gracias, Miguel, oye, por esto. Me escribiste rápido y dije venga, oye, que ya que está ahí, pues estás ahí con clases de español, con un tema muy muy interesante, como es la pronunciación, pues vamos a ver cómo lo podemos esto juntar con el DELE.

Exactamente. Y bueno, pues para la gente que no te conozca, ¿tú cuántos años llevas siendo examinador y preparador de DELE?

Eh… Yo, mira, yo soy profesor de español desde casi 2010, cuando terminé la carrera, que era Filología Hispánica y luego, bueno, continué dando clases y creo que a partir de 2016 y 2017 es cuando ya me hice los cursitos de examinador DELE, porque estaba trabajando en una academia que hacían exámenes oficiales DELE y entonces, pues para hacer este, para poder gestionar este examen debías tener la acreditación.

Y bueno pues ahí ya me formé y lo hice todo cursos online con el Instituto Cervantes de Belgrado que era de aquel entonces.

Qué bien, muy bien. Y qué te parece, ¿qué te parece el papel del DELE en la formación de un alumno? ¿Tú crees que es algo necesario? O sea, ¿tú crees que si quieres tener un nivel tienes que pasar por el DELE sí o sí?

Bueno, a ver, no es necesario. Cada estudiante tendrá sus propios objetivos a la hora de aprender español. Sí que es cierto que el DELE viene muy bien porque es como un seguro o al menos un test que lo que hace muchas veces a mucha gente que hace el DELE lo hace después de haber estudiado muchos años español, entonces quiere una certificación que certifique todo ese esfuerzo. Oye, pues después de cinco años estudiando español yo quiero un papel que diga que tengo este nivel, pero no es algo que sea necesario. Es decir, hay muchos estudiantes que, bueno, que aprenden español, que lo hacen de forma académica en escuelas, academias, en clases, luego pues hay otros que prefieren pues aprenderlo fuera, de ese modo, ¿no? tan raro, de forma oral en la calle y tal y no necesitan el papel.

Pero bueno, yo siempre recomiendo que lo hagan, que no cuesta nada, es un papel que nunca caduca, o sea, un diploma que nunca caduca. Una vez lo apruebas ya lo tienes para toda la vida y que en muchas ocasiones, pues bueno, certifica tantos años de esfuerzo y por supuesto con ciertos beneficios que también tiene tener el DELE a nivel académico o a nivel profesional.

Exactamente. Por ejemplo, para tener la nacionalidad española es totalmente necesario, igual que si quieres convalidar tu título de medicina o de cualquier otra cosa para la administración pública necesitas sí o sí tener un DELE. Muy bien, y ¿tú que opinas? Que llevas tantos años dando clase, ¿que el nivel de los DELE es real o es simplemente: te preparas el examen hasta que sale y ya, pues tú puedes decir que tienes ese nivel aunque realmente no lo tengas?

Mira, si echas un vistazo al plan curricular del Cervantes que esto está online, lo puedes comprar también físicamente, que son tres tomos. Cada tomo son los niveles. Niveles A1, A2, un tomo; B1, B2, otro tomo; C1, C2, otro tomo.

Este plan curricular lo que hace es mostrar todas las competencias, todo el contenido, todas las funciones que debería cumplir un usuario de español en esos niveles. Entonces, si tú echas un vistazo a todo lo que tendría que cumplir, es completamente imposible que se pueda examinar o certificar en un único día, en un único examen. No hay que olvidar que el DELE en el fondo no es más que un sistema de evaluación masivo, donde pues oye, se presentan un montonazo de personas ese mismo día y a lo largo del año también, que permite evaluarlos de una forma muy rápida y sistemática. Por ejemplo, las tareas de comprensión, de lectura y auditiva las corrige una máquina, eso lo hace casi de forma automática y no necesitas interpretación de resultado. Entonces es completamente imposible que un examen de un solo día tenga en cuenta todas estas competencias. Ahora bien, sí que es cierto que dentro de los sistemas de evaluación de niveles del español, de lenguas internacionales que uno pueda aprender, sí que es cierto que se aproxima bastante.

Y sí que es cierto que si tú analizas tal y como estaba en, a principios quizá, de 2010 antes de las diferentes evoluciones, pues te das cuenta de que el examen ha ido evolucionando, han ido actualizándolo, han ido mejorándolo y esto, la gente que está detrás de este examen es gente que que sabe exactamente como van y sobre todo porque parten del marco de referencia común europeo. Es decir, que esto en verdad es un nivel mucho más grande de competencias y de niveles que… En el cual se ven involucrados, pues diferentes lenguas de la Unión Europea, como el francés, también está en inglés, también pues, digamos, el alemán, el italiano y en el fondo es un… es un acuerdo, que hace gente que sabe mucho de esto de enseñar lenguas extranjeras.

Claro, eso es. Sí,  afortunadamente en Europa tenemos el Marco que yo creo que nos ha facilitado a todos la vida, sobre todo con la nomenclatura, pues de A1, A2 B1… porque con esto ya sabemos cuando alguien te dice qué nivel tiene, tú ya sabes lo que es capaz de hacer en cualquier idioma y eso yo creo que es una ventaja gigantesca.

Por ejemplo, en inglés no ocurre o, en mi opinión, no ocurre. Cuando tú te sacas un… cuando tú te certificas, realmente tampoco se corresponde con… con lo que tú dices, ¿no? En español tenemos el plan curricular del Cervantes, que son casualmente los que se encargan de del DELE. Pero, pero claro, eso también asegura que ese plan curricular se va a ver reflejado luego en el nivel del examen. Así que, muy bien.

Una de las ventajas más grandes para mí que tiene el DELE es que hay parte oral y eres capaz de… de poner a prueba tu expresión oral. ¿Tú crees que se tiene en cuenta la entonación, el acento, la pronunciación…? ¿Tú crees que es importante para aprobar la parte oral o simplemente ser capaz de desarrollar una conversación con fluidez?

Jope, Miguel, tú… te sorprendería saber cuántos emails o comentarios me llegan de gente, porque yo también trabajo lista de emails donde tengo a mis estudiantes donde yo voy enviando emails. Me responde gente que está preocupada precisamente por esto, por oye la pronunciación, la entonación en el DELE. A ver, si echas un vistazo, esto te lo digo como examinador DELE, echas un vistazo a lo que es la escala analítica… Hay dos escalas la holística, y la analítica. Dentro de la analítica vas a ver que esto está en fluidez, si no me acuerdo, y es a partir del nivel B1 para arriba. En A1 y A2 ahora han renovado esto y lo han eliminado, lo han simplificado. Pero si te vas a presentar a un B1, B2, C1, C2, vas a ver que hay ciertos comentarios en cuanto a lo que es la pronunciación. Y lo que te dicen, incluso en la banda tres, que es la máxima nota que tú puedes alcanzar en fluidez. Hace un comentario con la entonación y es que “se acepta que el estudiante tenga un acento extranjero, siempre y cuando no interfiera en la comprensión del mensaje”. Es decir, que si tu acento extranjero no dificulta que el examinador te pueda entender o no te puede entender las palabras que tú quieras decir, no hay problema. Esto en C2 elimina porque C2 ya es un examen en el cual, digamos que el español ya se trabaja como objeto de trabajo, es decir, el C2 para profesor de español, para traductores, para intérpretes… que tiene que usar español. Ahí ya sí que la pronunciación tiene que ser neutra, pero en otros niveles la verdad es que tú puedes tener un acento extranjero y no, o sea, y no suspender. Es decir, la gente no suspende por tener un acento extranjero, la gente igual sí que… sí que te penalizan, y a mí esto me ha pasado en muy poquitas ocasiones, muy, muy, muy poquitas. Quizá dos o tres estudiantes en los que tienen una pronunciación tan fuerte o pronuncian tan mal que no soy capaz de entender qué están diciendo algunas palabras. Y esto sí que te puede penalizar, pero recuerda que son cuatro, son cuatro apartados, es decir, que se evalúan más cosas.

Claro, claro, esto yo, pues llevándolo ya al campo de la pronunciación, esto es cuando tú dices que no interfiera en que se entienda el mensaje es lo que yo pienso, como los fonemas y los alófonos que tenemos en español. Que los fonemas son las unidades de significado que tiene un sonido, ¿no? Pues cada cada unidad de significado, pues puede tener seis alófonos diferentes, pero no por pronunciarlo de otra manera tú vas a dejar de entender que te estás refiriendo a este sonido. Entonces hay mil maneras de pronunciar la /n/ en español. Hay seis. Pero si tú pronuncias una de las seis, aunque no corresponda esa para un nativo, todos lo vamos a entender, no hay manera de que no nos entendamos. Entonces eso es lo que hace que alguien tenga un acento extranjero muy marcado o menos marcado: el hecho de lo que domine los alumnos. Los fonemas son facilitos. Al final, 19 consonantes y 5 vocales, y al final todo el mundo, mal que mal, se apaña. Pero luego los alófonos, ya estamos pasando a 55, si contamos los diptongos. Es una cifra muy, muy diferente.

Yo también te digo, Miguel, que soy bastante dejado en cuanto a trabajar la pronunciación en clase. También doy clases a niveles iniciales y la verdad es que sí que tengo, tengo algunos ejercicios incluidos en cuanto a interpretación de algunos sonidos, ¿vale?, pero la verdad es que creo que esto en general, en el aula de ELE, la pronunciación, la entonación… es uno de estas cuestiones que habría que trabajar mucho más porque lo dejamos bastante descuidado, e incluso hay alumnos que te piden este tipo de ejercicios porque saben que la posición es importante y a veces hay que trabajarla bastante y bastante.

Eso es. Esos son los que yo acojo bajo mi al, normalmente. Esto, yo creo que lo que ocurre es que muchas veces pecamos de… de trabajar demasiado en la gramática. Bueno, nunca se trabaja demasiado en la gramática, pero pecamos de centrarnos exclusivamente en la gramática y el vocabulario, y a veces nos olvidamos de que el objetivo de hablar, de aprender un idioma es comunicarse con fluidez y con naturalidad. Y para eso hay que perder el miedo, que la pronunciación juega un papel súper importante en esto. Si ¿tú crees que cuando ya te entiende todo el mundo, aunque tengas acento, no importa, cuando ya te entiende todo el mundo, hay que dejar de trabajar en la pronunciación? O simplemente llega un punto en el que dices vale ya, ya me, ya me he apañado, ya me puedo comunicar, ahora a trabajar en el subjuntivo.

Bueno, depende, depende mucho de los objetivos que tenga el estudiante. Yo como estudiante de inglés, por ejemplo, yo llega un momento en el cual cuando la gente ya me me, me entendía en inglés, yo ya dejé de darle, pues al menos ahí hay una forma de, digamos, estar conectado con la lengua y que funciona muy bien a nivel de pronunciación, que es escuchar un montonazo la lengua meta, ya que los podcasts juegan un papel fundamental en todo esto y luego hay técnicas como el Shadowing y todo esto que ayudan a pronunciar.

Entonces yo sigo escuchando cosas en inglés a nivel auditivo, podcasts, pero yo ya he dejado hace mucho tiempo de trabajar la pronunciación, porque no es ahora mismo mi objetivo primordial, tampoco es que sea inglés. Ahora tengo un inglés funcional que me ayuda, pues ha ayudado a vivir en el extranjero durante varios años, a poder comunicarme, a no morirme de hambre y ahora también, pues me ayuda a ganar dinero, porque me tengo que comunicar con ciertos clientes en inglés, sobre todo con estudiantes. Pero la verdad es que en mis objetivos ahora mismo no está la pronunciación, entonces esto tiene que ser de cada uno. Hay ciertos estudiantes que dan mucha importancia a la pronunciación porque para ellos es importante y luego no los hay, no hay tantos. Entonces el profesor aquí tendría que equilibrar un poco la balanza. tendría que ver dentro… Vamos a imaginar que tú eres un profesional, que estás enseñando español, que tienes un plan curricular, que tienes un temario, que tienes una metodología, entonces tú tienes que evaluar como experto en la enseñanza de esa lengua, si a ti te conviene o no te conviene tanto focalizarte en la pronunciación.

Sí que es cierto que a veces te pasa esto, que son estudiantes en los que dicen yo es que quiero pronunciación, pero es que quizá tú, como experto, ves que además de la pronunciación necesita otras cosas más importantes para poder alcanzar estos objetivos que tú propones en clase. Entonces, esto es una negociación o una parte tú como experto en la lengua, luego el estudiante como ser consciente que muchas veces no es consciente de lo que hace bien y de lo que hace mal, o dónde hay que focalizarse, o dónde no hay que focalizarse. Y luego lo que hace el estudiante fuera del aula, que ahí puede hacer lo que él quiera. Si él luego quiere, pues mejorar la pronunciación, porque cree que la pronunciación es algo muy importante y es una cosa que tiene que mejorar para poder mejorar en su español. Pues oye, dale caña a la pronunciación, pero tú en tu clase, tus reglas.

Claro, eso es. En mi caso, por ejemplo, que al final todo el mundo sabe que yo me centro en esto, me llega gente, por ejemplo, que quiere trabajar en los negocios, que quiere ser capaz de de negociar con confianza en español y de estar pidiendo unos presupuestos o lo que sea y sonar convincente.

Que no, que no se note, que no se note demasiado el acento. Entonces esa gente quiere trabajar la pronunciación a muerte y a controlar el vocabulario de su campo. Por lo tanto, apenas me necesitan para eso y no necesitan saber más gramática que la justa para eso. Entonces lo que quieren es sonar sólidos. Y eso es pronunciación, pronunciación, pronunciación. Al final también existen alumnos que tienen esas necesidades, ¿no? Y necesidades, hay tantas como como personas.

Muy bien, entonces tú has dicho que normalmente tampoco trabajas demasiado la pronunciación con los alumnos, no? Y…

No, no, no. Perdona, di. 

Que si tú tendrías algún consejo. Normalmente, ¿qué es lo que les aconsejas a tus a tus alumnos? Porque al final la pronunciación es algo como tú has dicho que vas escuchando, estás expuesto a la lengua meta y al final pues como que más o menos va entrando.

Va, va entrando. Yo siempre recomiendo escuchar mucho en español, o sea, esto es como el gran olvidado. El español sí que es cierto que no tiene… tú eres el experto eh, te estoy hablando de cosas de la facultad, de cuando estudiábamos un poco de fonología y fonética del español. Pero yo me acuerdo que el sistema fonético español tampoco es un sistema muy complejo si lo comparas con otras lenguas, es decir… Ahora no me acuerdo cómo se llama ese tipo de lenguas, pero el español es una de estas lenguas en las que cada grafía se corresponde con un fonema. O sea, un sonido es una grafía, más o menos, eh. Luego tienes lo de los alófonos y todo esto, pero en ese sentido no es tan tan complicado. Pero yo sigo, aun así, recomendando siempre que escuchen lo máximo que puedan español, que estén lo máximo expuestos a una lengua. Y hoy en día, gracias a la tecnología, esto es bastante sencillo. Yo por ejemplo, con el inglés, cada vez que me meto en una página web sé que tengo que estar ahí metido en inglés. Cada que veo un vídeo interesante sé que va a ser en inglés, contenido que a mí me interesa incluso para nivel, pues para emprender, va a ser en inglés, lo más seguro, ¿no?

Entonces, recomendaciones que yo daría: oye, búscate un podcast. Bueno, nosotros tenemos una red de podcast allí donde tienes más de 80 podcast para aprender español. Luego, si quieres este lo dejamos en las notas del episodio. Lo digo para que escojas uno. Escoge un podcast que ahí te guste, del tema que te guste y escucha, escúchalo cada día, porque el podcast, el gran secreto del podcast es la forma de consumir este contenido, que es contenido auditivo y contenido real. Incluso hay podcast, Miguel, que están focalizados en la pronunciación. Es decir, no es que solamente sea un profesor hablando en español, escuchando, continua en español, sino que hay profesores que usan el español para que tú escuches español y además para que tú aprendas a pronunciar en español. Así que son dos cosas que puedes hacer al mismo tiempo. Sí, y luego otra cosita que también recomiendo se puede hacer con podcast, es lo del shadowing. A mí el shadowing nunca me ha funcionado, ¿vale?, pero hay muchos alumnos que si. Probad. Es decir, escuchad un podcast que sea cortito, buscaros algo que sea cortito, que vaya a un ritmo normal de habla e intentad reproducir esa misma entonación repitiendo las mismas palabras, escuchad esa misma pieza cinco o seis veces, diez veces…

Y hablad vosotros solos en voz alta, intentando emular, to shadow, es decir, repetir, reflejar esa entonación, esas palabras con ese ritmo de un nativo en español, porque cada lengua tiene su propio ritmo. Así que son dos cositas a nivel tecnológico que se pueden hacer ya, ya, ya. Y luego ya, si te interesa mucho pues esto de la pronunciación, oye, tomar clases contigo, tomar clases con una persona que trabaje la pronunciación con un experto, porque si no, no, no sé, son también cosas más rápidas que puede hacer.

Pues yo también recomiendo eso, tomar clases conmigo. Sí, desde luego lo que dices es totalmente cierto. Aquí lo único que puntualizaría, y es un poquito nada más, es que repetir es fantástico, estar expuesto a la lengua es fantástico, siempre y cuando tengas los recursos para saber qué es lo que está ocurriendo, porque si no, muchas veces nos encontramos con eso. Gente que está atascada en una tiene un nivel altísimo de gramática, de vocabulario, saben todo, pero no tienen una pronunciación acorde a su nivel.

Entonces muchas veces es porque simplemente no han… no han descubierto qué es lo que tienen que hacer, no tienen los recursos para para repetir y decir “ah, coño, esto era, tenía que hacerlo así”, ¿sabes? Y muchas veces lo que pasa también es que nos conformamos.

“Ah, bueno, pues me entienden, no me hace falta más” pues tampoco… Trabajar en la pronunciación cuesta y da vergüenza. Es una cosa que que yo creo que nos pasa a todos en lenguas extranjeras, que da vergüenza. Por muy bien que hables, te pones a hablar con un nativo y de repente haces así, te haces chiquitito y dices: “hostia… es que se va a dar cuenta”

Incluso en las aulas, las técnicas que se hacen en clase, a nivel de pronunciación, a meterse el boli… Todas estas cositas raras incluso dan vergüenza ¿no? O de hacer sonidos raros que luego te ayudan a articular mejor, a mover la lengua, a las cuerdas vocales… Eso tú lo ves, lo ves en vídeo, dices “Dios mío, yo no quiero hacer eso, eso es muy vergonzoso”.

Yo he visto cosas hacer esto a nivel de podcast para mejorar la locución de un podcast y da vergüenza. O sea, imagínate hacer esto en una lengua extranjera delante de un profesor e incluso ya delante, si es una clase grupal de gente que no conoces.

Exactamente, exactamente, entonces pues eso. Para mí lo más importante es tener los recursos, saber qué es lo que tienes que hacer, porque en cuanto te vuelves un poquito autónomo con esto, ya no necesitas un profesor. Simplemente necesitas que alguien te ponga las cosas en su sitio, te programe el cerebro para estar receptivo a estas cosas, y luego ya, tú solito lo puedes hacer.

Claro.

Pero sí que yo creo que es necesario pasar por ese proceso antes, ¿no? Darse cuenta de que… de que existen más sonidos de los que tú pensabas que existían… Que muchas veces los nativos no nos damos cuenta, porque yo cuando te he dicho “seis formas de decir la N”, pues aún estoy pensando en cuáles… cuáles son las cuatro que me quedan.

¿Sabes? Porque no somos conscientes. Entonces es crear esa conciencia. Esa  consciencia y después ya cada uno puede ir repitiendo, puede ir dándose cuenta de esas cositas y ya no necesitas a nadie para trabajar la pronunciación. Es realmente muy sencillo, pero nadie lo trabaja, casi nadie lo trabaja.

De hecho, esto que acabas de decir, Miguel, es importante y es la diferencia entre un nativo y un profesor. Y es que el profesor en teoría tiene que ser consciente de por qué pasan estas cosas, ¿no? Esto por ejemplo, esto lo aprendí yo en el máster de ELE y es la diferencia entre… Aquí nos van a caer palos, eh. La diferencia entre el profesor de ELE nativo y el profesor de ELE extranjero. Y es que el profesor de ELE nativo sabía exactamente cuándo algo no estaba bien. Tú esto a nivel de pronunciación, tú sabes cuándo hay algo que no te suena bien. Y muchas veces esto el profesor no nativo no lo… no era capaz de verlo y entonces tenía que hacer un esfuerzo extra para poder detectarlo y luego para poder solucionar este error, que en este caso es de pronunciación. Y el profesor nativo, teníamos el problema de que éramos capaces de detectarlo, pero luego teníamos que saber por qu lo estaba haciendo mal o cómo solucionar ese problema.

Sí, sí, pues exactamente. Y yo aquí rompo una lanza en favor de los de los profesores nativos también, porque ya te he dicho antes, yo soy profesor de inglés, además de español, y eso que estudié más. O sea, es la lengua que más he estudiado como cómo enseñar y tengo muy buen nivel. Me saqué un C2, o sea, yo sé que hablo bien. Pero aun así, soy plenamente consciente de que no soy igual de competente en inglés que en español, porque no soy nativo. Y ya está. Y lo enseño bien y me apaño bien, pero hay un techo que no voy a ser nunca capaz de romper, que en español está muchísimo más arriba y es por la diferencia de ser nativo y no serlo. Entonces, bueno, por supuesto que los profesores extranjeros pueden ser extraordinarios y buenísimos, pero tienen un techo, igual que todos.

Bien, bueno, pues a esto poco le queda, poco le queda añadir. Yo aquí solo se puede decir que dominar el subjuntivo es maravilloso, que saber todo el vocabulario de tu campo, todo lo que te interesa también es maravilloso. Pero que sonar bien cuando hablas de esas cosas es la hostia. Entonces, trabajar en la pronunciación, es una cosa que que le da una manita de pintura, le da un brillo totalmente diferente a cualquier idioma. O sea, sonar bien para mí es esencial. ¿Qué opinas?

Sí, oye, lo que te comentaba antes que que es la pronunciación y la entonación son los grandes olvidados de la clase de ELE. A pesar de que hay muchos extranjeros, hay muchos alumnos que lo piden, lo piden. Lo piden en clase. Yo me lo encuentro. Me lo piden tanto en emails a la hora del DELE, preocupados, porque si están preocupados es que les importa esto. Están preocupados por la pronunciación del DELE, como en mis clases con beginners, con principiantes, que desde un principio ellos, ya desde el nivel A1, quieren pronunciar bien en español, ¿no?

Entonces, pues bueno, hay que intentar destinar cierto tiempo en clase a, de vez en cuando, a ir dándole un poco foco a este tipo de cuestiones, a estos apartados de la pronunciación y la entonación. Y también, aunque no soy muy partidario de corregir desde el minuto 1 en beginners, porque prefiero que antes suelten, tengan más fluidez, que no tanto la entonación o la pronunciación… Sí que es cierto que cuando veo que el error es sistemático y veo que eso se puede facilitar y veo que cuando en lugar de decir /ké/ dice /kué/, pues ahí en teoría sí que voy corrigiendo y voy poniendo foco y los voy orientando. Pero bueno, importantísima la pronunciación y la entonación es importantísima.

Desde luego, muy bien. Pues menudo pedazo de profesional, Sergio. La verdad es que está claro que sabes lo que haces y lo haces muy bien.

Pues oye, no sé, Miguel. Oye mucha suerte, tío, con el… Con el esto, con el… Con, no sé, con esto de focalizarte en la pronunciación, porque aquí digo yo que tienes recorrido, eh. He conocido a a profesores de ELE que están ahora mismo creando cursos de pronunciación, no del modo que a mí me gustaría hacerlos, pero sé que tienen, tienen clientes y tienen estudiantes que les interesa, o sea que están pagando por pronunciar bien en español o para aprender a bien cómo se pronuncia español, con clases online. Es decir, que aquí tienes un recorrido, así que adelante. Porque si hay gente, si hay gente que quiere pagar esto es que hay gente que está interesada en mejorar estas cosas.

Totalmente, pues en ello, en ello estamos. Así que a ver, a ver qué tal. Pues muchísimas gracias, Sergio, te agradezco participar en el podcast y bueno, pues por supuesto, cuando quieras, aquí me tienes para… para otro, para colaborar con lo que quieras.

Muchas gracias, Miguel. Un abrazo.